Visitar Aranjuez todo lo que necesitas saber
0 0
Read Time:5 Minute, 2 Second

Si lo que quieres es seguir escapando de Madrid o simplemente has estado ya varias veces en la capital y te apetece conocer los alrededores de la ciudad, Aranjuez debería de ocupar un lugar en tu lista de ‘cosas por hacer en Madrid‘.

Ubicada alrededor de uno de los tramos del río Tajo, la ciudad goza de gran fama entre los habitantes de la ciudad y los turistas que alguna vez la han visitado. Si tú también vas a hacerlo, en este post te hemos preparado toda la información necesaria para organizar tu visita a Aranjuez.

Historia de Aranjuez

Aunque la historia de Aranjuez, tal y como la conocemos a día de hoy, se remonta a finales de la Edad Media, se han encontrado restos de época previas que evidencian la existencia de habitantes en el Paleolítico, Neolítico, la Edad del Bronce y la del Hierro.

Los primeros poblados históricos como tal, fueron los carpetanos, un pueblo celtibérico cuya capital estaba en Toledo. Más tarde, gracias en parte a la proximidad con esta ciudad y la ubicación estratégica respecto a las vías que enlazaban con Andalucía, le fue concediendo cada vez más y más importancia a este territorio.

En 1171, el rey Alfonso VIII puso el territorio actual de Aranjuez en manos de la Real Orden de Santiago. Esto provocó que, unos años después, en 1178, se convirtiese en la residencia de los Grandes Maestres de la Orden. De hecho, fueron ellos los que realmente organizaron los principios del edificio que posteriormente se convertiría en el Real Palacio de Aranjuez. Desde entonces,  los monjes y miembros de la Orden iban hasta estas tierras para pasar unos días de descanso.

Más tarde, de la mano de Fernando el Católico, el territorio se anexionó a los territorios que poseían los Reyes Católicos. Con la llegada de los Austrias y la importancia que le concibieron a Toledo y Madrid, Aranjuez, ubicada a medio camino entre ambas, se consolidó como un punto de descanso excepcional para los reyes. Pero, no fue hasta el reinado de Felipe II cuando este ideó el sistema de Reales Sitios entre los que se encuentra Aranjuez y El Escorial, entre otros.

Tras este, reyes como Felipe V, Fernando VI o Carlos IV siguieron intentando mantener el esplendor de la ciudad, la cual había llegado a adquirir fama internacional.

Palacio Real Aranjuez Todo lo que necesitas saber

Cómo llegar a Aranjuez

Gracias a la cercanía de Aranjuez con la capital, la ciudad ofrece varías opciones para poder llegar hasta ella:

  • Tren. Saliendo desde la Estación de Atocha, podrás llegar a la ciudad a través de la línea C-3. Debes tener en cuenta que la frecuencia de esta línea oscila entre los 25 y los 30 minutos, siendo el trayecto de 45 minutos. El precio del billete si no dispones de ningún tipo de abono transporte es de 4,05 € por trayecto.
  • Autobús. Con salida desde la estación Sur o la Plaza de Legazpi, la línea 423 es la que se encarga de cubrir el trayecto hasta la ciudad. Dispondrás de una frecuencia mayor que en el tren, aunque el precio del trayecto sea ligeramente superior (4,20 € el trayecto). Puedes consultar los horarios aquí.
  • Coche. Si has llegado a Madrid en coche y quieres visitar Aranjuez con tu propio vehículo, tan solo les separa una distancia de 50 km, o lo que es lo mismo un 45 minutos a través de la A-4.

Qué ver y hacer en Aranjuez

Ya lo tienes casi todo claro, solo te falta saber qué es lo que puedes hacer y ver en la ciudad. No te preocupes, también te lo hemos preparado:

  • El Palacio Real y Jardín del Parterre. De la mano de Felipe II, se construyó el palacio que nada tiene que envidiar con el de Versalles. Si quieres visitarlo y conocer un poco más de las historias de la realeza española, puedes aprovechar también tu visita para conocer el jardín del Parterre, ubicado en las inmediaciones del palacio. Igualmente, disponen de visitas guiadas, pero no hay un horario fijo preestablecido. Así que lo más recomendable es llegar y preguntar al personal.
  • El Palacio Silvela, Iglesia de San Antonio y Casa de los Infantes. Son tres lugares de parada obligatoria y, además, uno te pilla al lado del otro. ¿Qué más necesitas? El palacio de Silvela, aunque no podrás entrar en su interior, se dedica principalmente a albergar bodas, eventos y convenciones. A los demás, podrás acceder sin ningún tipo de limitación.
  • Iglesia de Alpajés. Aunque no es una iglesia de parada turística obligatoria, sus exteriores te animarán a conocerla, aunque sea a hacerle una foto a la arquitectura exterior que posee.
  • Jardín del Príncipe y Museo de Falúas. Es, junto con el Palacio, otro de los grandes reclamos de Aranjuez. Fue mandado a construir en el siglo XVIII por el rey Carlos IV y sus elementos ornamentales, tumbas y montañas harán que sea una parada indispensable en tu visita. En su interior, encontrarás el Museo de Falúas y allí podrás ver siete embarcaciones originales de diferentes reyes de España. ¡Ah! Y no olvides visitar la Real Casa del Labrador.
  • Estación de Ferrocarril. Aunque si eliges llegar a la ciudad en tren será algo que ya podrás marcar como ‘hecho’ en tu lista de qué ver y hacer en Aranjuez, la estación es un monumento en sí. Está muy cerca del Palacio Real y hasta aquí es donde llega el conocido Tren de la Fresa.
  • Convento de San Pascual. Fue obra de Sabatini, quien al mismo tiempo se encargó del diseño de la mismísima Puerta de Alcalá, así que si te gusta la arquitectura de este, no dudes también en pararte a conocerlo.
  • Museo Taurino. ¿Sabías que junto con el de Córdoba es uno de los museos taurinos más importantes de toda España? Si te gusta el mundo de la tauromaquia, no dudes en visitarlo.

¿Nuestro consejo para visitar Aranjuez? Haz un free tour Aranjuez con un guía que te enseñe todo al detalle. Una vez lo hagas solo te queda disfrutar de este Real Sitio.

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %